27 de diciembre de 2007

Antivirus gratuitos: AVG Vs. Avast

A estas alturas, lo más probable es que ya dispongas de un antivirus en tu ordenador. Si no es así, o si el que tienes no para de lanzarte sugerentes mensajes del tipo "tu-licencia-ha-caducado-qué-esperas-para-pagar", esta es tu oportunidad de conocer dos de los antivirus más populares y, además, gratuitos: AVG y AVAST. Por supuesto, hay más. Mi consejo es que busquéis, comparéis e instaléis el que más os convenza. Yo, por mi parte, he estado probando los dos y, finalmente, he llegado a una decisión salomónica: uno en el portátil y otro en el sobremesa. A ver por cuál me decido...

AVG Anti-virus System Free Edition 7.5.
Versión gratuita desarrollada por Grisoft que incluye las siguientes funciones:
  • Protección constante del sistema.
  • Análisis de correo electrónico.
  • Análisis programados.
  • Actualización gratuita y automática de la base de datos de virus y del programa.
  • Desinfección automática de archivos infectados.
  • Sistema de cuarentena para manejar de forma segura ficheros infectados (Virus Vault).
Un par de puntos a su favor son la posibilidad de pausar un escaneo para reanudarlo posteriormente y el modo "Custom test", que te permite seleccionar rápidamente las carpetas que desees analizar.

Como contras, que también los tiene, el proceso de actualización suele ralentizar bastante el inicio de Windows y no está disponible en español. Además, incluye un mensaje al pie de cada correo electrónico que analiza del tipo "Ningún virus encontrado en este mensaje".

Descarga:

Avast Home 4.7.
Antivirus gratuito para su uso personal y no comercial. Estas son sus principales características:
  • Actualizaciones automáticas.
  • Interfaces de usuario Simple y Avanzada.
  • Sistema de cuarentena de archivos (Virus Chest).
  • Protección residente en tiempo real.
  • Integración del sistema.
  • Protección para programas P2P y de mensajería instantánea.
  • Limpiador Integrado de Virus.
  • Protección Web y de Red.
Otras de sus ventajas es que está en español -aunque no en su totalidad- y funciona con Windows Vista y Linux.

También puedes complementarlo con diferentes pieles o skins para darle un aspecto más personal.

Descarga:

Aunque son programas gratuitos, conviene recordar que ambos requieren una sencilla activación -a través de correo electrónico o formulario web- para su uso.